10 dic. 2012

Difícil situación para Paradores


Este Puente de la Constitución, celebrado el último fin de semana, nos ha traído nuevas noticias, fuera de las habituales para estas fechas: datos de estancias durante el puente, top de destinos elegidos, tipología de turismo escogida, entre otros. Ha salido a la palestra la huelga que han realizado los trabajadores de los edificios históricos Paradores. La difícil situación en la que se encuentra España, también ha salpicado al número de parados del sector turístico, cifra que se ha incrementado en los útlimos días desgraciadamente por el cierre de muchos de los Paradores situados en la geografía española.
Fuente: Telva

Se ha aplicado un expediente de regulación de empleo en muchos de estos hoteles, puesto que las pernoctaciones han ido decayendo en los últimos tiempos. En el mejor de los casos, muchos de estos hoteles van a aplicar la política de cierre durante la temporada baja, sin embargo, en otros como el Parador de Ferrol, se producirá el cierre definitivo de sus puertas. Esta medida supone el despido de unos 80 trabajadores en los paradores gallegos.



En el caso del Parador de Santiago u Hostal de los Reyes Católicos, se va a reducir su plantilla en una veintena de empleados. Un número demasiado elevado y que lleva consigo la expulsión de trabajadores que han contribuido al día a día del hotel durante muchísimos años. La mayoría de los trabajadores de este Parador llevan trabajando en el establecimiento desde más de 20 años.



Desde luego, hace mucho tiempo que deberían haberse tomado medidas de reestructuración y mejora de la organización en este tipo de hoteles. Éstos, se llevaron a cabo para no abandorar edificios históricos y mejorar la situación de algunas zonas desfavorecidas turísticamente. La iniciativa ha sido muy buena, pero debería haberse realizado bajo un marcado plan de actuación, marketing, organización y aplicación. Desde el momento uno, esta actividad se ha llevado a cabo sin control alguno, algo que hoy podemos ver con el cierre de muchos de estos bellos establecimientos. 

Las consecuencias son muy importantes y negativas, no sólo llevar a una situación de desempleo a muchos trabajadores que no han hecho otra cosa que trabajar durante años para Paradores, sino también, el abandono de los edificios donde se desarrollaba la actividad turística y la vuelta a la creación de zonas deprimidas donde se sitúan los hoteles.  

La solución no está clara, pero sin duda, lo primero que había que haber hecho era un estudio sobre la creación del Parador en el destino y ver si podía ser viable o no antes de haberlo puesto en marcha. Como todo lo que se hace, aquí estamos acostumbrados a lamentarnos por haber hecho actividades inviables, sin antes haber realizado un proyecto previo. Simplemente se piensa en construir y construir para poder obtener el mayor número de beneficios. Así nos encontramos hoy en día, con cientos de edificios históricos abandonados sin ninguna actividad y un extra de nuevos edificios construidos. Si se le diera una función a los edificios históricos no harían falta nuevos edificios y los viejos llevarían a cabo una actividad.  

Centrándonos de nuevo en Paradores, vamos a esperar que va ocurriendo, pero el futuro de estos hoteles históricos con encanto es muy negro, futuro que podía ser más menos turbio si se organizara su estructura de manera precisa.







 


No hay comentarios :

Publicar un comentario

ads